Tiempo en Asturias | La región se librará de lo peor de la ola de calor pese a que subirán las temperaturas

Paseantes con paraguas por el Muro, junto a una playa totalmente vacía. / CAROLINA SANTOS
Paseantes con paraguas por el Muro, junto a una playa totalmente vacía. / CAROLINA SANTOS

La región continuará bajo la influencia de las lluvias al menos hasta el domingo, pero en el suroccidente se superarán los 30 grados

M. M. C.GIJÓN.

La Agencia Estatal de Meteorología (Aemet) ha emitido un aviso especial por una ola de calor que se prolongará, al menos, hasta el próximo lunes. Gran parte de la Península y Baleares se verán afectadas por una masa de aire tropical desde el norte de África, muy cálida y seca, y con polvo en suspensión. En el valle del Ebro y las cuencas media y alta del Tajo, Guadiana y Guadalquivir se superarán los 42 grados, pero el aviso indica que «probablemente Galicia, Asturias y Cantabria no se verán afectadas por esta situación».

Eso no quiere decir que en Asturias no vaya a hacer calor. A pesar de que hasta el domingo predominarán las nubes y las lluvias en toda la región, en el suroccidente se alcanzarán temperaturas por encima de los 30 grados. Será a partir del jueves en lugares como Ibias, donde se llegará a los 33 grados el domingo. En zonas del interior del Principado se rondarán esos 30 grados, mientras que en el litoral apenas se llegará a los 25.

Entre tanto, Asturias se sigue viendo afectada por el paso de varios frentes atlánticos que están dejando temperaturas impropias del mes de junio, con una máxima de 21,6 grados registrada ayer en Castropol y una mínima de 10,2, en el puerto de Leitariegos. Además, hubo importantes precipitaciones y, por ejemplo, en Pajares se superaron los 20 litros por metro cuadrado, mientras que en Gijón, el cabo Peñas y Oviedo se rebasaron los 15.

Atardecer en Oviedo este lunes.
Atardecer en Oviedo este lunes. / HUGO ÁLVAREZ

La previsión para los próximos días indica que continuarán los cielos cubiertos con lluvias y chubascos generalizados. Eso sí, en la Cordillera Cantábrica se podrían registrar tormentas. Las temperaturas máximas irán en aumento en el interior de la región. La situación se mantendrán mañana, con la novedad de la aparición de brumas y bancos de niebla. El jueves los chubascos tenderán a remitir y las temperaturas continuarán subiendo. Para el viernes la probabilidad de lluvias débiles y chubascos es baja. Será el sábado y el domingo cuando se note un incremento más acusado de las temperaturas, sobre todo en el sur y en el suroccidente de la región.

La mala noticia es que las predicciones más a largo plazo reflejan lluvia en Asturias durante casi toda la semana que viene, mientras que en el resto de España habrá sol.

Más información