El Niemeyer aborda la censura en el arte en unos encuentros regionales

Las jornadas se celebran en la sala cine los días 28 y 29 de este mes y contarán con Mirentxu Corcoy y Concha Jerez entre otros expertos

J. F. G. AVILÉS.

La censura y la autocensura en el ámbito de la creación serán objeto de reflexión y debate en el Centro Niemeyer en marco de las jornadas Parte del arte, que se celebrarán en la sala cine los días 28 y 29 de mayo. Las jornadas reúnen a artistas, profesores e investigadores para debatir sobre los límites de la libertad de expresión.

La primera jornada se abrirá con la ponencia del arquitecto Pedro Azara Nicolás titulada Breve historia de la censura en el arte. El conferenciante es profesor titular de Estética en la Escuela Técnica Superior de Arquitectura de Barcelona (ETSAB) y miembro de la junta de la Escuela Técnica Superior de Arquitectura de Barcelona.

La catedrática de Derecho Penal Mirentxu Corcoy protagonizará la segunda ponencia: ¿Cuáles son los límites de la libertad de expresión en el arte? Corcoy es directora del departamento de Derecho Penal y Ciencias Penales de la Universidad de Barcelona, y será presentada por el director del Centro Cultural Valey, Jaime Luis Martín.

La artista multidisciplinar Concha Jerez abrirá la segunda y última jornada de los encuentros con la conferencia ¿La autocensura forma parte de la Historia del Arte? La ponente, que será presentada por Carlos Cuadros, es Premio Nacional de las Artes (2015) y Premio Velázquez de Artes Plásticas (2017).

Los encuentros se cerrarán con una mesa redonda en torno al planteamiento 'Libertad, arte y provocación', moderada por la directora de LABoral Centro de Arte, Karim Ohlenschläger, y en la que participarán Eugenio Merino, Daniel García Andujar, Edu Galán, Lucinda Torre y Miguel Presno Linera.

Promovida y organizada por el Principado, con la colaboración del Conseyu de la Mocedá y el patrocinio de Asturiana de Zinc, Parte del Arte fue presentada ayer en el Niemeyer por el viceconsejero de Cultura, Vicente Domínguez, que estuvo acompañado por el presidente del Conseyu de la Mocedá, Álvaro Granda; el director del centro cultural avilesino, Carlos Cuadros, y el resto de responsables de los equipamientos integrados en el Pentágono del Arte.