Barcelona-Real Madrid

Los clásicos sin Messi son una incógnita

Leo Messi siendo atendido en el partido de Liga frente al Valencia./EFE
Leo Messi siendo atendido en el partido de Liga frente al Valencia. / EFE

El argentino solamente se ha perdido tres duelos ante el eterno rival desde que disputó el primero en la temporada 2005-06 con resultados dispares

NACHO CABALLERO

Leo Messi es duda seria ante el Real Madrid en el enfrentamiento de este miércoles en la ida de la Copa del Rey. El '10' azulgrana fue el gran protagonista del partido liguero del pasado sábado por un doble motivo. Primero, porque anotó dos goles para empatar un partido que se le había puesto cuesta arriba a su equipo tras el 0-2 del Valencia, y segundo porque tuvo que ser atendido por unas molestias en el muslo derecho tras un choque con un ugador del Valencia.

En el entrenamiento de este lunes en la ciudad deportiva del Barcelona, el argentino ha sido la gran ausencia en el césped y se ha limitado a ejercitarse en el gimnasio tratando de recuperarse y estar listo para el partido del miércoles. Aunque no será hasta este martes cuando se le someta a pruebas médicas y se ofrezca un diagnóstico final, todo parece que se trata de una contractura en el abductor derecho que le hará ser duda hasta el último momento para el partido de ida de las semifinales de la Copa del Rey.

En su última ausencia, 5-1 a favor.

En caso de no estar disponible, será la segunda vez esta temporada en la que no puede enfrentarse al Real Madrid, ya que en el partido de la primera vuelta de la Liga, no pudo jugar por estar convalenciente de una fractura de radio. A pesar de no poder contar con el argentino, el Barcelona consiguió imponerse con solvencia por 5-1 ante el Real Madrid.

El partido del pasado mes de octubre era el tercero que se perdía Leo Messi por lesión ante el eterno rival. Sólo en una ocasión, el argentino se quedó sin jugar un minuto ante el Real Madrid en la temporada 2004-05, cuando estuvo los 90 minutos en el banquillo por decisión técnica. En los otros dos partidos que se perdió por lesión, en uno empató su equipo y en el otro perdió.

Las tablas se produjeron en un Barcelona-Real Madrid de la temporada 2005-06 (1-1). Leo Messi se tuvo que perder ese partido por lesión, al igual que el primer encuentro de Liga de la temporada siguiente por la misma circunstancia, aunque esta vez el Real Madrid consiguió imponerse por 0-1.

La importancia de Leo Messi en los clásicos ha sido vital desde que está en el Barcelona. En los 38 de los 41 clásicos que ha podido disputar el '10', el Barcelona ha ganado 17 de ellos, empatado 9 y perdido 12, en los que ha registrado 26 goles y 14 asistencias. Esto supone cerca de un 45% de victorias con el argentino activo y un 32% de derrotas.

El hecho de que sin él en el campo, el Barcelona sólo haya sido capaz de ganar un partido al eterno rival, habla de su importancia en el partido de ida de las semifinales coperas.