https://static.elcomercio.es/www/menu/img/gastronomia-desktop.jpg

José Andrés: «Es un homenaje a las amas de casa y a los inmigrantes»

«Es un homenaje a las amas de casa y a los inmigrantes»

José Andrés y los hermanos Adrià inauguran por todo lo alto su Mercado Little Spain en Nueva York, que busca dignificar la cocina patria

A. F.

España se hace grande en Nueva York. Y eso que el nuevo mercado dedicado a la gastronomía patria se bautiza con el término 'little'. Está ubicado en Hudson Yards, un imponente complejo urbanístico a orillas del celebérrimo río, donde ha puesto una pica el chef asturiano José Andrés, mucho más que una celebridad en EE UU, de la mano de los hermanos Albert y Ferran Adrià.

Miles de personas abarrotaron en la noche del jueves el centro comercial del colosal espacio de Hudson Yards, situado en la zona oeste de Manhattan, que se inauguró con una gran fiesta protagonizada por una larga lista de actuaciones musicales y teatrales. Más de 100 tiendas y restaurantes aunaron fuerzas para convertir su primera jornada de puertas abiertas en un auténtico festín en el que espectáculos de danza urbana, tambores, modernas melodías de violín o fragmentos de obras de teatro clásicas se adueñaron de los 6.700 metros cuadrados del espacio. Los canapés y el champán se ofrecían en cada esquina y la mayoría de los establecimientos celebraban la ocasión con sus propias e inusuales iniciativas, como maniquíes de carne y hueso que lucían sus atuendos en poses imposibles.

Entre los artistas se encontraba el español Óscar Medina, que rodeado de curiosos pintaba uno de sus grandes cuadros para rendir homenaje a las costumbres españolas y, en concreto, las de Barcelona, por orden de la marca de vermut El Bandarra. La pieza servirá para decorar las paredes de Mercado Little Spain, el gran espacio culinario de más de 3.200 metros cuadrados de Hudson Yards iniciativa de los chefs José Andrés y los hermanos Ferran y Albert Adrià. «Un poco de mar, la Sagrada Familia, las baldosas típicas de la zona y también intentar hacer una pequeña escena de vino, el momento vermut y olivas», explicó sobre el cuadro Medina, de 29 años, que viajó a Nueva York desde Barcelona.

Pero el protagonismo lo tenían ellos, los 'Adrià Brothers' y José Andrés, empeñados en dignificar la cocina española, en hacerla enorme en Manhattan, en poner a comer rico a los neoyorquinos al puro estilo español. Cochinillo, arroz con conejo, callos, frituras de pescado, coca, churros, brazo de gitano y también quesos asturianos se degustarán y se disfrutarán en el espacio español, que también ofrece paellas y jamón al corte. Y es que, concluye José Andrés: «Es un homenaje a las amas de casa, a los pescadores, a los inmigrantes».