Objetos religiosos y música mecánica

Exposición 'La religiosidad en la casa' en la capilla de la casa de los González de la Vega. / FOTOS: TAREK HALABI
Exposición 'La religiosidad en la casa' en la capilla de la casa de los González de la Vega. / FOTOS: TAREK HALABI

El museo estrena dos exhibiciones permanentes que amplían aún más su oferta | Mantiene abiertas con éxito de público muestras sobre Gijón Fabril y las fotografías de Ruth M. Anderson, de la Hispanic Society of America

M. MORO GIJÓN.

El Museo del Pueblo de Asturias ha ido este año ampliando su oferta expositiva para celebrar su 50 aniversario como referente etnográfico en la región como se merecía. El director del equipamiento cultural, Joaco López, inauguró ayer en compañía de las asistentes al acto conmemorativo dos exhibiciones permanentes ubicadas ambas en la casa de los González de la Vega.

Por un lado, 'La religiosidad en casa', que exhibe en la capilla del inmueble como contenido objetos vinculados con ritos de paso como el nacimiento, el matrimonio o la muerte; la protección de las personas y las casas, así como una colección de estampas religiosas. Incluye asimismo iconografía sobre Covadonga desde 1711, incluida una vitrina de 1934, de la Sociedad Española de Salvamento de Náufragos, con imagen de la Santina entre dos banderas, recientemente donada por Manuel Presedo. En el Museo de la Gaita, que forma parte del complejo museístico, se inauguró asimismo un espacio dedicado a la música mecánica: organillos, gramófonos y tocadiscos, así como aparatos de radio del depósito de Avelino Fombona.

López, además, destacó que el museo mantiene abiertas otras muestras que están cosechando un gran éxito de público a tenor de los comentarios en los libros de visitas. Se trata de la exposición sobre Gijón Fabril, en la Casa de los Valdés, con envases, botellas y moldes de la factoría gijonesa. Y en el Antiguo Instituto triunfa 'Hallazgo de lo ignorado', la colección de fotografías tomadas por Ruth M. Anderson durante su viaje por Asturias en 1925.

Los actos conmemorativos concluyeron con la proyección de un audiovisual con fotografías de Manuel Encina y textos de José Avelino Moro (padre de Isabel Moro, presidenta del Ateneo Jovellanos), profesionales ambos que trabajaron en EL COMERCIO A continuación los invitados disfrutaron de una espicha al aire libre.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos