https://static.elcomercio.es/www/menu/img/rutas-senderismo-por-asturias-desktop.jpg
RUTA POR GIJÓN

Senda del Peñafrancia

Un ciclista en la senda a su paso por Deva./Joaquín Pañeda
Un ciclista en la senda a su paso por Deva. / Joaquín Pañeda

Una de las sendas más transitadas del concejo, la senda de Peñafrancia discurre por la campiña de Gijón, paralela al río Piles primero y al Peñafrancia después, a través de lugares repletos de belleza

EUGENIA GARCÍA

Descripción de la ruta

Placa de la inauguración de la senda peatonal del río Peñafrancia.
Placa de la inauguración de la senda peatonal del río Peñafrancia. / Joaquín Pañeda

La senda del río Peñafrancia comienza en Les Mestes, donde el Peñafrancia desemboca en el Río Piles. Aquí está el cartel con la información acerca de la ruta y la senda que da comienzo.

MIDE Senda del Peñafrancia

Horario:
2 h 35'
Desnivel de subida:
80 metros
Desnivel de bajada:
80 metros
Distancia horizontal:
12 kilómetros
Tipo de recorrido:
Ida y vuelta
Severidad del medio natural:
1
Orientación en el itinerario:
1
Dificultad en el desplazamiento:
1
Cantidad de esfuerzo necesario:
2
Condiciones de todo el año, tiempos estimados según criterio MIDE, sin paradas. Calculado sobre datos de 2018.

Bajamos por el camino que discurre por la ribera derecha del río hasta llegar a la rotonda de la Guía, en la que hay una escultura de un gran tronco seco y tres estatuas de un niño, una mujer y un hombre, todas realizadas en bronce. Desde aquí contemplamos también a la derecha las instalaciones del hipódromo, y enfrente, los altos de Castiello y los cordales costeros del sur del concejo.

Camino de La Guía.
Camino de La Guía. / Joaquín Pañeda
Una pareja, en un tramo de bosque de ribera de la senda del Penafrancia.
Una pareja, en un tramo de bosque de ribera de la senda del Penafrancia. / Joaquín Pañeda

Después de pasar bajo varios puentes y atravesar un paisaje de ribera podemos distinguir el campus universitario de la Escuela Politécnica de Ingeniería. Algo más adelante, tras cruzar la carretera que da acceso al campus, la senda se adentra en otro frondoso paraje con ocalitales y álamos.

La senda del río Peñafrancia desde Gijón a Deva a su paso por la Escuela Politécnica de Ingeniería.
La senda del río Peñafrancia desde Gijón a Deva a su paso por la Escuela Politécnica de Ingeniería. / Joaquín Pañeda

Continuamos por una pequeña cuesta que nos dirige hacia la carretera de El Tragamón y seguimos el trayecto al lado de los edificios del campo de golf, de los cuales el más pintoresco es una antigua panera.

Un tramo de la senda, a la altura del campo de golf del Tragamón.
Un tramo de la senda, a la altura del campo de golf del Tragamón. / Joaquín Pañeda
La senda, a su paso por el campo de golf del Tragamón.
La senda, a su paso por el campo de golf del Tragamón. / Joaquín Pañeda

Seguimos trayecto y cruzamos la carretera hasta toparnos con la Carbayera del Tragamón, un Monumento Natural formado por unos 300 carbayos o robles de entre 400 y 500 años de edad.

La carbayera del Tragamón.
La carbayera del Tragamón. / Joaquín Pañeda

A su lado, la finca la Isla, integrada dentro del Jardín Botánico, que dejamos también atrás para proseguir por el camín de Los Maizales.

Una de las mesas de madera situadas a lo largo del recorrido.
Una de las mesas de madera situadas a lo largo del recorrido. / Joaquín Pañeda

Nos adentramos en la parroquia de Cabueñes y el paisaje se torna completamente rural. Praos, matos, quintanas (casas de labor con cuadras y hórreos); pastizales y árboles frutales acompañan el camino.

La senda sale a la carretera de Santurio, por la que continuamos unos doscientos metros para atravesarla una vez lleguemos a la finca de la capilla de Nuestra Señora de la Corrada, que formaba parte de la casona solariega de los Cifuentes. Desde este punto vemos también el majestuoso edificio de la Universidad Laboral, con su espectacular torre de 117 metros.

Una vez superado el tramo de carretera la senda vuelve a discurrir a la vera del río Peñafrancia por un hermoso bosque de ribera. En las cercanías del llagar El Trole cruza la carretera para proseguir por la caleya'l Molín.

Un rincón en la senda peatonal del río Peñafrancia, en la zona del Trole, en Cabueñes.
Un rincón en la senda peatonal del río Peñafrancia, en la zona del Trole, en Cabueñes. / Joaquín Pañeda

Volvemos a encontrar el arroyo después de pasar el Centro de Formación Laboral Ocupacional y llegar a la entrada de la casa donde estuvo el molín de Segundo'l Molín, que cesó su funcionamiento en la década de los 70.

Salimos a la carretera y pronto entramos en la parroquia de Deva. Dejamos atrás el desvío que se dirige al camping municipal y continuamos bajo la sombra de altos robles, a la entrada de la Quinta'l Conde, hasta llegar a la iglesia parroquial de San Salvador de Deva, fundada en el siglo X.

Poco después llegamos al Güeyu Deva, un bucólico lugar con una fuente, un lavadero y un puente de piedra. Aquí es donde finaliza la senda y donde nace el río Peñafrancia bajo la ermita de Nuestra Señora de Peñafrancia (1689).

Final de la senda del Peñafrancia.
Final de la senda del Peñafrancia. / Joaquín Pañeda

Acceso

Yendo por la A-8, coger la salida 378 hacia la N-632 y continuar hasta el estadio de El Molinón, en cuyo aparcamiento se puede dejar el coche.