Manchas solares, cómo evitarlas y eliminarlas

Una mujer se echa crema en el rostro durante una jornada en la playa /AFP
Una mujer se echa crema en el rostro durante una jornada en la playa / AFP

Los expertos recomiendan evitar la exposición solar y, una vez aparecidas, utilizar cremas despigmentantes o un tratamiento láser

Alicia G. Ovies
ALICIA G. OVIES

Las manchas solares (lentigos solares) son uno de los efectos más comunes de la sobreexposición al sol. Aparecen principalmente en el escote, las manos y la cara, sobretodo en el labio superior dando una sensación de 'bigote antiestético'. Suelen ser irregulares, planas y de un tono marrón, lo que las hace fácilmente identificables. La causa es, según explican los expertos, el aumento de forma anormal de la melanina, pigmento natural que determina el color de la piel, y su distribución desigual por la misma. Pero, ¿cómo pueden evitarse y qué medidas se pueden tomar una vez que ya han aparecido?.

Es fundamental la prevención. La aparición de estas manchas es muy común en mujeres, habitualmente en los meses de verano, pero su eliminación no resulta tan sencilla. Esto se suma a otros factores como la edad, la genética o el uso de anticonceptivos orales. Por eso, los dermatólogos insisten en la necesidad de utilizar cremas despigmentantes, peelings o técnicas láser que consiguen eliminar las manchas. Muchos cosméticos incluyen ya en su fórmula un fotoprotector, haciendo esta tarea más cómoda. Utilizar complementos alimenticios para preparar la piel es también otra opción.

Una vez que las manchas ya han hecho aparición en la piel, así actúan en la piel y así podemos combatirlas:

1. No exponerse de manera intensa a la radiación solar. Cuando se tome el sol, siempre con crema de alta protección (+50).

2. Hidratar y limpiar profundamente la piel.

3. ¿Desparecen con el tiempo? Todo depende de la naturaleza de las manchas. En el melasma lo normal es que con un buen cuidado de la piel y el paso del tiempo se vaya mitigando el problema, aunque hay muchos pacientes que presentan el problema de forma recurrente todos los veranos.

4. ¿Solo salen en la cara? Es la zona más expuesta al sol y con mayor predisposición para la aparición de manchas, pero no es la única. También es muy frecuente que las manchas aparezcan en las extremidades superiores, en zonas expuestas y en especial en las manos.

5. ¿Tener manchas implica un mayor riesgo de padecer cáncer de piel? La gran mayoría de las manchas tipo lentigo no presentan riesgo de cáncer, pero sí son un indicador de que la persona ha tenido una exposición solar prolongada o presenta una piel especialmente sensible que conduce a un mayor riesgo de padecer cáncer cutáneo.

Temas

Verano, Sol