Álvaro Vázquez se incorpora al primer día de trabajo

Álvaro Vázquez, a su llegada a Mareo. / ARNALDO GARCÍA
Álvaro Vázquez, a su llegada a Mareo. / ARNALDO GARCÍA

Tras superar el reconocimiento médico, el club hizo oficial el fichaje del delantero catalán, que firma por tres temporadas

I. MENÉNDEZGIJÓN.

El martes, tras semanas de contactos, Álvaro Vázquez (Badalona, 1991) recibió una última llamada. Todo estaba cerrado para fichar por el Sporting. A última hora de la tarde, acompañado de su padre y su tío, cogió un vuelo con destino Asturias. Aterrizó en Ranón y se fue a descansar al hotel, preparado para su primer día en Gijón, ya como futbolista rojiblanco.

A primera hora de la mañana superó, sin problemas, el pertinente control médico. Después, junto a sus familiares, Álvaro visitó El Molinón.

Solo unas horas después, el delantero catalán se trasladó a las instalaciones de Mareo, preparado para incorporarse al primer día de entrenamientos. Unos minutos antes, coincidiendo con la primera comparecencia de José Alberto, el Sporting hacía oficial su fichaje para las próximas tres temporadas, tal y como había avanzado EL COMERCIO el pasado miércoles en su edición digital.

Tras la rueda de prensa del técnico rojiblanco, Álvaro, de corto, saltaba al campo número 2 de Mareo para iniciar su andadura en el Sporting. El catalán fue uno de los protagonistas de la sesión junto a Javi Fuego, Unai Medina y el preparador físico Fran Albert.

Con su fichaje, José Alberto incorpora al '9' deseado, un jugador de características similares al serbio Uros Djurdjevic, que llega al Sporting después de marcar diez goles con el Zaragoza y tras rechazar ofertas más importantes en lo económico en el extranjero. En propiedad y para las tres próximas temporado, un movimiento que reivindica la importante apuesta que hacen ambas partes.