Javi Fuego lidera el nuevo sueño rojiblanco

Los fichajes Álvaro Vázquez, Javi Fuego y Unai Medina. / A. GARCÍA
Los fichajes Álvaro Vázquez, Javi Fuego y Unai Medina. / A. GARCÍA

El Sporting inició los entrenamientos en Mareo en una tarde en la que Morilla se retiró por un golpe

A. MAESEGIJÓN.

A las seis de la tarde Javier Fernández, Ramón de Santiago y Miguel Torrecilla se dirigieron al vestuario. Allí les estaba esperando la primera plantilla al completo. El presidente del Sporting se dirigió a los jugadores en el ya habitual discurso de bienvenida que suele realizar antes del comienzo de cada pretemporada.

La reunión mantenida con el equipo duró veinte minutos. Fue el inicio de un nuevo proyecto rojiblanco aún con muchos flecos sin resolver y en el que se producirán más movimientos a lo largo de las próximas semanas. Más de un jugador causará baja, pero también aterrizarán nuevos futbolistas para intentar mejorar la plantilla.

Fuera, en torno a 300 seguidores se encontraban impacientes por ver el inicio del trabajo del Sporting. José Alberto fue el primero en salir del vestuario. Tras él, gente de casa como Pablo Pérez y Nacho Méndez. Hasta 30 futbolistas recorrieron los veinte metros de pasillo con el que los niños del campus recibieron a la plantilla.

Una foto en familia, otra de los canteranos y la última de las tres incorporaciones fueron la antesala del primer entrenamiento del cuadro gijonés. El preparador físico Fran Albert, recién incorporado al cuerpo técnico, reunió a todos los jugadores en el centro del campo. Una pequeña conversación con el equipo dio paso a una sesión de calentamiento en el círculo central.

El balón fue protagonista en el ensayo. Tras el calentamiento, unos rondos y varios ejercicios de disparos a portería se alternaron con alguna que otra carrera. Christian Joel, Mateusz y Javi Benítez se encargaron de intentar detener los lanzamientos a portería, mientras que Mariño continuó con el entrenador de porteros.

Primera lesión

La nota negativa de una tarde calurosa la puso Pelayo Morilla. El canterano tuvo que retirarse antes de tiempo debido a un choque fortuito en el tramo final del entrenamiento. Abandonó el campo número dos acompañado por dos asistente porque no podía pisar con su pie izquierdo.

El equipo regresará esta mañana al trabajo. Concretamente, a las diez de la mañana en Mareo. Tras el entrenamiento, Álvaro Vázquez será presentado como nuevo jugador del Sporting.