CICLISMO

Muere Bjorg Lambrechet tras una caída en Polonia

Lambrecht, en una de sus últimas pruebas con el Lotto. /  EFE
Lambrecht, en una de sus últimas pruebas con el Lotto. / EFE

El ciclista belga tropezó con una estructura de hormigón durante la disputa de la tercera etapa de la ronda polaca

COLPISAVARSOVIA.

El belga Bjorg Lambrecht (Lotto-Soudal) murió ayer tras sufrir una grave caída y golpearse bruscamente contra una estructura de hormigón que estaba situada en el arcén de la carretera. Fue en el kilómetro 30 de la tercera etapa de la Vuelta a Polonia, marcada por la lluvia, que unía Chorzow y Zabrze. Fruto del golpe quedó inconsciente y se le practicó una reanimación de emergencia. En estado crítico, fue trasladado en ambulancia al hospital, donde falleció.

«Los médicos no pudieron hacer nada por salvar su vida. Murió en la mesa de operaciones mientras era intervenido», según informó Michal Sieron, portavoz del Hospital.

Poco después, Lotto también daba la luctuosa noticia a través de las redes sociales. «La mayor tragedia posible que le puede pasar a la familia, amigos y compañeros de equipo de Bjorg ha sucedido».

La intensa lluvia marcó la etapa y dejó, en muchos tramos, el suelo mojado y muy resbaladizo.

Lambrecht era uno de esos jóvenes que encarnaba la nueva generación del ciclismo belga. Gran rodador y especialista de las clásicas, se defendía bien en todos los terrenos, lo que le permitió en 2017 acabar segundo en el Tour del Porvenir tras el colombiano Egan Bernal, último vencedor del Tour de Francia.

Lambrechet, de 22 años, tenía en su haber un cuarto y quinto puesto en la Flecha Valona y la Flecha Brabanzona, así como un sexto puesto en la Amstel Gold Race, aunque su logró más destacado fue el segundo puesto en la Vuelta al País Vasco de este año tras batirse con el francés Julian Alaphilippe.

En el mes de junio anunció su renovación por la escudería Lotto Soudal hasta 2021 con vistas a ser el corredor principal.

El susto de Maté

Ya sucedió algo parecido en la primera etapa de la ronda polaca. Luis Ángel Maté acabó por los suelos. Recibió más de cincuenta puntos de sutura en la cabeza. «El casco me salvó la vida. Perdí mucha sangre y lo más probable es que me tenga que quedar un par de días en observación. Ahora sólo pienso en descansar, en recuperar y en volver a montar sobre la bicicleta lo antes posible», declaró el ciclista por medio de su equipo de comunicación.

El fallecimiento de Lambrechet eclipsó el desarrollo de la etapa en la que se impuso el holandés Fabio Jakobsen (Deceuninck-Quick Step), que pasa a ser segundo en la general tras el alemán Pascal Ackermann (BORA hansgrohe).