La reforma del Acuario de Gijón ganará espacio para nutrias y pingüinos

La reeforma del Acuario de Gijón ganará espacio para nutrias y pingüinos
Dos ejemplares de pingüinos de Magallanes en las instalaciones del Acuario de Poniente. / LUIS SEVILLA

La empresa madrileña, que ha iniciado la gestión del equipamiento, sacará a las aves a la dársena exterior para que puedan verse colonias completas

M. MORO / A. PRESEDO GIJÓN.

Rain Forest ganará espacio para nutrias y pingüinos en el remodelación de las instalaciones que acometerá para revitalizar el Acuario de Poniente y convertirlo en un icono turístico para la ciudad. La empresa madrileña ya está al frente de la instalación municipal después de firmar el pasado jueves un contrato por una vigencia de 15 años. Daniel Pons, director de expansión de la firma, es la persona que esta supervisando sobre el terreno todo el proceso del cambio de gestión.

La nueva empresa adjudicataria proyecta la creación de una gran pingüinario en la dársena exterior que lleva en estado de abandono desde la inauguración del equipamiento en 2006. En el proyecto con el que ganó el concurso Rain Forest destaca que con sus más de 2.000 metros cuadrados de superficie y unos 8 metros de profundidad, la dársena «permite recrear el hábitat de estas aves marinas con gran fidelidad y con una garantía clara de bienestar». De hecho, la empresa señala que al sacar fuera a estos animales se dispondrá de espacio suficiente para que se instalen colonias completas, que podrán realizar todas las actividades que le son propias (alimentación, juego, nado, reproducción, interacción social con otros miembros, etcétera.).

También habrá importantes novedades para las nutrias de la zona del Río Cantábrico, que se verán beneficiadas con la creación de un nuevo recinto más amplio. El objetivo de esta remodelación es aprovechar toda la parte superior del Río Cantábrico que actualmente tiene una larga sección con muy poca utilización expositiva para ganar de forma significativa metros cuadrados de tierra y, sobre todo, metros cúbicos de agua, para los mustélidos.

Rain Forest tiene previsto hacer una inversión cercana a las 2,7 millones de euros, la mayor parte durante los primeros cinco años de gestión. Tiene que asumir reparaciones obligatorias por importe de 800.000 euros en una primera fase. Se trata de 16 actuaciones que afectan a la zona del Río Atlántico, el edificio de los Mares y Océanos del Mundo y las zonas comunes a ambos. Además del pingüinario y el nuevo recinto de las nutrias, se reacondicionará el hall con nueva tienda y espacio de cafetería. También se instalará un sistema digital de información como herramienta fundamental para comunicar al visitante valores de concienciación, educación y conservación, desplegando pantallas interactivas por todo el recorrido. Rain Forest se volcará, asimismo, para que el personal sea partícipe de la idea conceptual y filosofía de la empresa y aporte un servicio de calidad a los visitantes.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos