Los artesanos vuelven a Gascona

El público ante un puesto de embutidos, ayer, en el mercado de Gascona. / FOTOS ÁLEX PIÑA
El público ante un puesto de embutidos, ayer, en el mercado de Gascona. / FOTOS ÁLEX PIÑA

El Mercado Tradicional regresa tras cinco meses suspendido de forma cautelar | «Se ha notado mucho la pérdida económica», explican los comerciantes tras el parón motivado por una denuncia vecinal

CECILIA PÉREZ OVIEDO.

Cinco meses después de que un juez decretara su suspensión cautelar, el Mercado Tradicional de Gascona regresó ayer al Bulevar de la Sidra ante el alivio de artesanos y comerciantes, que han visto cómo en estos meses de parón perdían una cita «importante» en la capital asturiana.

Hay que recordar que fue una denuncia interpuesta por la Asociación de Vecinos de Gascona e Indalecio Prieto, por un supuesto incumplimiento de la ordenanza de Seguridad Ciudadana, lo que motivó que el Juzgado de lo Contencioso-Administrativo número 3 de Oviedo suspendiese de manera cautelar, el pasado junio, la celebración de este mercado organizado el primer domingo de cada mes. Los hosteleros de Gascona recurrieron y los tribunales obligaron a los demandantes a abonar una fianza de diez mil euros «por los posibles perjuicios económicos» que pudiera traer la medida, aún sin sentencia firme, para los establecimientos hosteleros de la zona, las trece sidrerías.

Una vez transcurrido el plazo de abono de la fianza sin que fuese depositada por parte de los demandantes, los hosteleros decidieron ayer recuperar el evento. La Asociación de Sidrerías de Gascona comentó que el de ayer fue el último del año a la espera de que se resuelva la sentencia judicial y se apruebe la nueva ordenanza municipal. «Sería bueno que se acelerara la aprobación de la ordenanza, que ya lleva un año tramitada, porque nosotros no queremos estar fuera de la ley en ningún momento y nuestro mercado es cien por cien seguro», explicaron desde el Bulevar de la Sidra.

Quienes acogieron con más entusiasmo la reapertura del mercado tradicional fueron los comerciantes y artesanos. «Estamos muy agradecidos de poder volver porque cuesta mucho coger clientela y nos preguntaban por qué no veníamos. Estos cinco meses sin Gascona se han notado mucho a nivel de pérdida económica», lamentó Esther de Dios, de la panadería La Castañal, de Bimenes.

Para el llanisco Manuel Collera «fue una sorpresa cuando lo suspendieron y otra cuando nos dijeron que podíamos volver; pensábamos que ya no íbamos a regresar», explicó ante su puesto de Quesos de Vidiago.

Muchos vecinos de Gascona también apoyaron ayer el regreso del mercado. «Hay una mayoría silenciosa que está a favor de esta iniciativa», defendió Ánxel Álvarez, que lleva treinta y seis años residiendo en la calle y dice no entender la polémica. Visión que compartió Eloy Piñera: «Este mercado no genera ningún tipo de malestar sino riqueza comercial, turística y empuje a las tradiciones». Aseguró que es mayor el número de vecinos a favor que en contra.