La Guardia Civil sorprende en Villaviciosa a un ciclista que circulaba ebrio y con dos botellas de vino «para saciar la sed»

Imagen de la bicicleta en la que circulaba el ciclista denunciado./Guardia Civil
Imagen de la bicicleta en la que circulaba el ciclista denunciado. / Guardia Civil

El hombre, de 31 años, conducía de manera errática, poniendo en peligro su seguridad y la de los conductores que circulaban por la N-632

AGENCIASVillaviciosa

Agentes de Tráfico de la Guardia Civil de Asturias ha denunciado a un hombre, de 31 años y vecino de Villaviciosa, que circulaba en bicicleta por la N-632 superando las tasas de alcohol reglamentariamente establecidas. El ciclista llevaba sujeto a la bicicleta dos botellas de litro y medio de vino, las cuales según manifestó a los agentes las llevaba para saciar la sed en el largo trayecto que iba a realizar en bicicleta.

Según informó la Guardia Civil, fue sometido a las pruebas de alcoholemia, este arrojó 0,51 y 0,48 miligramos por litro, en aire espirado, siendo por ello denunciado a la Ley de Seguridad Vial. En el transcurso de un punto de verificación de alcoholemia establecido por la Guardia Civil, en el punto kilométrico 39,200 de la N-632, perteneciente al municipio de Villaviciosa, los agentes observaron cómo hacia el punto en que discurría el dispositivo se aproximaba un ciclista que circulaba por la parte interna del carril derecho en el sentido de la vía, aproximándose peligrosamente hacia el carril izquierdo, cuando debería circular por el arcén de la carretera.

Al mismo tiempo, varios usuarios de la vía confirmaban a los agentes que esta persona circulaba de manera errática, generando peligro no solo para los demás vehículos sino también para el propio usuario, alertando del peligro que ello suponía para la seguridad vial.

Fotos

Vídeos