El hyperloop llega a España de la mano de ADIF y Virgin

Hyperloop en China. / Efe

El nuevo sistema de transporte permitirá el desplazamiento de personas y mercancías a unos 1.200 kilómetros por hora

EFEMadrid

La empresa pública española administradora de las infraestructuras ferroviarias (ADIF) y la compañía de transporte Virgin han firmado un protocolo para establecer en Bobadilla (Málaga) un centro de experimentación del nuevo medio de transporte hyperloop.

Según ha informado hoy ADIF en una nota para la prensa, su presidenta, Isabel Pardo de Vera, ha rubricado el protocolo general de actuación junto al consejero delegado de Virgin Hyperloop One, Rob Lloyd.

Virgin ha elegido España como localización internacional para el desarrollo y la fabricación de los prototipos comerciales, tras meses de análisis sobre la viabilidad del proyecto en colaboración con ADIF.

El centro de experimentación se instalará en la nave de pruebas que ADIF tiene en Bobadilla para la Alta Velocidad, con una superficie de 19.000 metros cuadrados, que contará ahora con ese arrendamiento comercial por Virgin Hyperloop One, que calcula un valor de esa instalación en España de unos 500 millones de dólares (432 millones de euros).

Con el sistema en pruebas hyperloop, las personas y mercancías se desplazarán a unos 1.200 kilómetros por hora mediante vehículos que se aceleran gradualmente por propulsión eléctrica dentro de tubos a baja presión, a flote sobre una pista con levitación magnética y con resistencia aerodinámica ultrabaja como los aviones.

Su secreto: la levitación magnética, utilizada tradicionalmente en trenes de alta velocidad, como en el caso de Japón. Sin embargo, lo característico de Hyperloop es que las cápsulas o vagones en las que viajan los usuarios discurren por unos tubos, anclados al suelo con enormes pilares al estilo de los monoraíles.

La instalación del centro en España facilitará la generación de 250 puestos de trabajo directos y de alta cualificación en los próximos cinco años, y de cientos de puestos indirectos mediante la creación de un ecosistema necesario para la fabricación de sistemas Hyperloop a nivel mundial, según Adif. Las partes que han rubricado el protocolo colaborarán para la implantación de este ecosistema que permitirá a las empresas exportar sus habilidades y productos a otros países donde se comercializan los proyectos de Virgin Hyperloop One.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos