El PP pide una zona franca en El Musel para atraer empresas y exportar más

Susana López Ares, en el centro, con concejales y miembros del PP gijonés, en el Puerto Deportivo. / CAROLINA SANTOS
Susana López Ares, en el centro, con concejales y miembros del PP gijonés, en el Puerto Deportivo. / CAROLINA SANTOS

Susana López Ares presentó una proposición no de ley en el Congreso para potenciar el puerto y convertirlo en un equipamiento industrial

MARCO MENÉNDEZ GIJÓN.

El anunciado cierre de la industria del carbón pone en peligro, según el PP, 600 empleos en El Musel y la formación conservadora pretende que se adopten medidas para potenciar las instalaciones portuarias gijonesas. Una es la creación de una zona franca, por lo que la diputada Susana López Ares presentó esta semana una proposición no de ley en el Congreso de los Diputados en ese sentido y que sirva como un polo de atracción de empresas, máxime ahora que el futuro 'Brexit' hará que muchas compañías abandonen el Reino Unido.

La diputada -que ayer presentó esta iniciativa en compañía del presidente del PP gijonés, Mariano Marín, los concejales Pablo González, Sofía Cosmen y Manuel del Castillo, y otros miembros del partido local- recordó que en noviembre pasado el grupo municipal ya defendió la zona franca en el Ayuntamiento de Gijón y ahora se ha llevado la iniciativa al Congreso. «Queremos poner en valor el papel del puerto de Gijón como depósito de graneles sólidos, pero hay que ampliarlo. Si la zona franca se lleva a efecto, supondrá importantes beneficios para las empresas que la usen para la importación de productos y su posterior exportación, ya que no tendrán que pagar aranceles y gozarán de reducciones en el IVA. Además, si esos productos se transforman en la zona franca para luego exportarlos tampoco pagarán aranceles», resaltó López Ares. El objetivo es «atraer a empresas que se instalen aquí, crear empleo y potenciar la exportación», remarcó la diputada. Tal es la fe que tienen los populares en esta propuesta que el presidente local, Mariano Marín, considera que «actuará como un imán, un polo de atracción para empresas que permitirán dinamizar la ciudad, crear empleo y, a la vez, dar oportunidades a las empresas locales». «Tenemos que apostar por al reindustrialización de Gijón».

La formación conservadora sostiene, además, que la zona franca «permitiría pasar de tener un puerto granelero a un puerto industrial, pues también tendría efectos positivos en las infraestructuras previstas, como la ZALIA, los accesos a El Musel, la planta regasificadora o la autopista del mar», señaló Marín.

Más información

Pero la proposición no de ley tiene que contar con suficiente respaldo en el Congreso de los Diputados. Susana López Ares explicó que «la instalación de una zona franca es una decisión ministerial. La proposición es orientativa para el Gobierno de la nación. Si no hace caso, se puede presentar una proposición de ley que obligue al Gobierno a crearla». Por eso, para que el proyecto llegue a buen puerto es fundamental que los populares recaben el apoyo de otros partidos: «Siempre hablamos con todas las fuerzas políticas. Nosotros trabajamos por el bien de Asturias, pero hay otros partidos a los que parece que les da igual. Ahora, Adriana Lastra es la número dos del PSOE y no la ha hemos visto defender al sector industrial asturiano ni al minero o los puertos, a pesar de que la Federación Asturiana de Empresarios indicó que hay 25.000 puestos de trabajo en riesgo en la región», apuntó López Ares.

Empresas «tractoras»

La diputada popular explicó que ya existen infraestructuras que se pueden aprovechar para la creación de la zona franca y al ser preguntada sobre si su formación se ha puesto en contacto con las empresas ubicadas en El Musel dedicadas a la importación y exportación de productos, en especial las graneleras ubicadas en la ampliación portuaria, aseguró que «estamos trabajando a todos los niveles», porque consideran que estas compañías «pueden servir de tractoras para que se instalen otras».

Marín remarcó que, en caso de salir delante la creación de esta zona franca, «se conseguirá hacer de El Musel el puerto de referencia en el norte de España», ya que defiende que se plantearán unas «condiciones jurídico-fiscales muy atractivas». El PP no dejó pasar la oportunidad de criticar la actitud del ministro de Fomento, José Luis Ábalos, con Asturias, pues recientemente «prometió varias obras en Murcia y estaba previsto que viniera el martes a Gijón pero canceló su visita. Esa es la actitud del ministro, en contraposición con Íñigo de la Serna, que casi todos los meses estaba en Gijón. Hasta ahora, Ábalos no ha hecho ningún anuncio sobre el AVE, el plan de vías o el nuevo acceso a El Musel», dijo Marín.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos