Sin reválida para Xixón Sí Puede

Sin reválida para Xixón Sí Puede

El propio portavoz abre la puerta a no repetir como cabeza de una lista que ni siquiera irá a las urnas bajo el mismo nombre | Equo dejó el grupo, cuatro ediles no optan a las primarias y el otro irá contra Suárez

I. VILLAR GIJÓN.

Xixón Sí Puede, la candidatura de unidad popular promovida hace cuatro años por Podemos y Equo para entrar en la Corporación municipal, vive sus últimos meses. Ya hace tiempo que los dos partidos aliados bajo esa fórmula empezaron a distanciarse, con la formación ecologista denunciando un «déficit democrático» en el funcionamiento interno de la candidatura. En octubre la ruptura se hizo oficial, con una asamblea de Equo en la que el 95% de los asistentes apoyaron «abandonar el apoyo político a Xixón Sí Puede», a lo que siguió la dimisión de sus puestos de las personas vinculadas al partido verde que ocupaban labores de representación en diferentes organismos municipales. Como ocurría desde 2015 con sus representantes en el Pleno -los seis proceden de Podemos-, la candidatura de unidad pasaba a ser monocolor.

Pero dentro del morado también afloraron diferencias de tonalidad. La que más resaltó, la de la concejala Verónica Rodríguez. En abril, tras tiempo distanciada del grupo, se ausentó de un Pleno para no votar a favor de una modificación presupuestaria impulsada por el gobierno de Foro, alegando que no se había discutido la posición sobre esta asunto en el foro adecuado. Fue en las vísperas de unas primarias para renovar la dirección local en las que Rodríguez encabezó una candidatura alternativa a la de Mario Suárez, que aunque perdió obtuvo un 45% de los votos y dejó en evidencia la clara división interna de Podemos. Un mes más tarde dimitía como concejala, por las «continuas desavenencias» con el grupo municipal.

Un nuevo partido para Alonso

Hace diez días fue el concejal David Alonso, considerado incluso por sus rivales políticos como uno de los principales valores del grupo municipal, quien anunció por sorpresa su marcha de Xixón Sí Puede y de Podemos para concurrir a las elecciones municipales por una formación de nuevo cuño, Por Gijón. Argumentaba que el partido morado «ha perdido la oportunidad de ser una herramienta de cambio». Apenas 24 horas más tarde otra edil, Estefanía Puente, aseguraba entender la decisión de su compañero, «porque en Podemos hay personas tóxicas», y si bien manifestaba su intención de agotar el mandato añadía que «no tengo motivación para seguir» después de mayo.

Ayer se cerró el plazo para inscribirse en las primarias para ir en la lista electoral, un proceso al que tampoco optará Orlando Fernández. Considera que «hay que dejar paso» a nuevos nombres. Nuria Rodríguez, por su parte, ha dado el salto a la política regional, como número tres de la lista autonómica de Podemos. Solo Alejandro Zapico, quien suplió en el grupo municipal a Verónica Rodríguez, quiere repetir como concejal, pero lo hace como parte de la candidatura encabezada por Rosa Espiño, alternativa a la de la dirección local.

El propio Mario Suárez, aunque ha registrado su precandidatura para optar a encabezar la lista municipal, deja la puerta abierta a que este puesto lo ocupe la coportavoz de Podemos, Yolanda Huergo, de su corriente afín.

 

Fotos

Vídeos