El PP asturiano da por hecho que Fernández repetirá como candidata

Mercedes Fernández, en el congreso del PP del pasado julio que eligió a Pablo Casado como presidente. / IÑAKI MARTÍNEZ
Mercedes Fernández, en el congreso del PP del pasado julio que eligió a Pablo Casado como presidente. / IÑAKI MARTÍNEZ

El partido visibilizará su «buena relación» con Pablo Casado en una visita del presidente popular al Principado en las próximas semanas

ANDRÉS SUÁREZ OVIEDO.

No hay todavía un calendario definido en función del cual el PP vaya a confirmar a sus cabezas de cartel para las elecciones autonómicas de la primavera de 2019, más allá de que parece lógico que el partido quiera llegar a la convención nacional prevista para diciembre con los deberes hechos. El escenario está pues aún abierto, aunque en el seno de los populares asturianos se da por hecho que la presidenta, Mercedes Fernández, repetirá al frente de la lista. Aunque Fernández apoyó en el último congreso a Soraya Sáenz de Santamaría frente a Pablo Casado, que finalmente resultó vencedor, las fuentes consultadas por este periódico aseguran que entre ambos existe una «buena relación», con conversaciones frecuentes, y que está prevista una visita del líder nacional al Principado en las próximas semanas en la que se visibilizará esa cordialidad y de la que se espera algún 'guiño'.

Suelen decir los dirigentes populares más veteranos que el PP es ante todo un partido previsible y en esa idea de previsibilidad siempre había encajado que la presidenta, Mercedes Fernández, fuera también la candidata autonómica. La incertidumbre surgió al hilo del congreso que eligió al sucesor de Mariano Rajoy al frente del partido, en el que concurrieron 'pesos pesados' como Santamaría, Casado o la ex secretaria general y exministra María Dolores de Cospedal, lo que obligó a los distintos 'barones' autonómicos a posicionarse, a tomar partido.

Para nadie en el PP era desconocida la cercana relación que Fernández mantenía con Cospedal, aunque la ex secretaria general se cayó de la competición a las primeras de cambio. Con vistas al congreso, la presidenta de los populares asturianos se decantó por Santamaría, pero fue Casado quien se llevó el gato al agua. Este cúmulo de circunstancias agitó las dudas respecto de si el nuevo líder del PP pasaría factura a sus adversarios internos.

En el caso del PP asturiano no se contempla esa posibilidad y se anota que la relación entre Fernández y Casado es próxima y cordial, que mantienen un contacto frecuente y que se da por hecho que la presidenta estará al frente de la candidatura autonómica en 2019. De hecho, está previsto que en cuestión de días, de semanas a más tardar, el presidente nacional se desplace al Principado para mostrar su respaldo a la labor de los populares en la comunidad. Una cita proclive a algún tipo de 'guiño' hacia Fernández.

La inclusión de Venta

Prueba de que la relación entre Génova y la sede regional de Manuel Pedregal es buena es, apuntan fuentes del PP asturiano, la inclusión en la ejecutiva nacional de Luis Venta, secretario general del partido en Asturias y persona de confianza de Fernández, en calidad de responsable del área de medio rural. También se alude, como ejemplo de sintonía, a la presencia en Gijón, el domingo, de la vicesecretaria de estudios y programas, Andrea Levy.

 

Fotos

Vídeos