Sporting | Un once con interrogantes

De izquierda a derecha; Peybernes, Djurdjevic, Salvador y Blackman se ejercitan al margen del grupo, ayer en el campo dos de Mareo./ARNALDO GARCÍA
De izquierda a derecha; Peybernes, Djurdjevic, Salvador y Blackman se ejercitan al margen del grupo, ayer en el campo dos de Mareo. / ARNALDO GARCÍA

El estado físico de algunos titulares, principal inquietud en Mareo ante la 'final' de Córdoba | Uros Djurdejvic se suma a Canella, Aitor García, Peybernes y Cristian Salvador que se ejercitaron a menor ritmo por prevención

ANDRÉS MAESEGIJÓN.

El Sporting sabe que una de las últimas balas que le queda esta temporada es el partido del próximo domingo ante el colista de Segunda. Las escasas opciones de pelear hasta el final del curso por colarse en el 'play off' pasan irremediablemente por conseguir una victoria en el Nuevo Arcángel. Tanto la plantilla como el cuerpo técnico están concienciados de la dimensión de la cita y, por ese motivo, se están extremando los cuidados a lo largo de la presente semana. A día de hoy, la principal inquietud que tiene José Alberto es el estado físico de algunos de los jugadores llamados a estar en el once titular el domingo y que forman la columna vertebral del equipo. Y es que son varios los futbolistas que arrastran molestias musculares y eso obliga a extremar los cuidados ante la posibilidad de agravar sus lesiones.

El último ejemplo de la precaución es Uros Djurdjevic. El delantero, que suma 2106 minutos en la Liga, tan solo se ha perdido el choque de la primera jornada, en la que aún no había firmado por el Sporting y el partido ante Las Palmas, en el que fue baja por sanción.

Ayer, el máximo goleador del equipo se perdió uno de los primeros entrenamientos con el equipo. Resulta extraño no ver al serbio con el resto del grupo, pero su ausencia tiene una explicación. La cantidad de encuentros jugados le llevan a sufrir sobrecargas que desde los servicios médicos prefieren tratar para prevenir posibles lesiones.

El ariete se sumó así a los casos de Mathieu Peybernes, Aitor García, Cristian Salvador y Roberto Canella, aunque el caso de este último se debe a que acaba de salir de una lesión y su retorno al trabajo en grupo se lleva a cabo paulatinamente.

Más Sporting

La idea del cuerpo técnico es que esta tarde en El Molinón, los cuatro futbolistas se ejerciten con total normalidad salvo que se produzca algún imprevisto. La ausencia de Djurdjevic ayer propició que José Alberto ensayara durante el partidillo con un solo delantero en cada equipo, con Álex Alegría y Pablo Pérez como referencias ofensivas en cada uno de los equipos. Pese a que quedan tres sesiones antes de enfrentarse al Córdoba. Se espera que el equipo se asemeje al que venció al Almería. La única duda se encuentra en la medular. El regreso de Cristian Salvador podría cambiar el centro del campo, aunque no se descarta que Cofie y Méndez continúen en el once.

«Más alegrías para la afición»

Álex Pérez fue el protagonista ayer en la Escuela de Fútbol de Mareo. El central analizó la situación del Sporting sin salirse del guión establecido por el vestuario desde que el equipo se alejó más de la cuenta del 'play off'. «Tenemos que seguir dando alegrías a la afición sin mirar más lejos del fin de semana», comentó el defensa. Un discurso muy similar al del resto de sus compañeros. Ante el continuo mensaje enviado por la plantilla, el rojiblanco explicó que «no hay otro discurso que ir partido a partido. Incluso mirar al próximo entrenamiento, que es lo que te hace llegar bien al fin de semana».

El madrileño volverá a ser titular en la defensa del Sporting. La baja de Babin le ha permitido sumar más minutos en la competición doméstica y así «coger confianza en mi juego». La recuperación del francés se espera para la próxima semana, una noticia que Álex Pérez califica como positiva: «Siempre que haya competencia en el equipo es una buena noticia para todos porque nos exige el máximo rendimiento».

A falta de disputar seis partidos para renovar su contrato con el Sporting, el central aseguró que «no pienso nada sobre ello».