Televisión Española prescindirá del público para elegir al representante de Eurovisión

Televisión Española prescindirá del público para elegir al representante de Eurovisión

La cadena elegirá de manera interna a un cantante o grupo «respaldado por una carrera musical»

EL COMERCIO

Radio Televisión Española ha anunciado que de cara a la próxima edición de Eurovisión, el representante de nuestro país será elegido de manera interna, prescindiendo de la votación del público. La cadena ha anunciado que «ya está trabajando» en la elección y que será un cantante o grupo «respaldado por una carrera musical». Según informa el ente público, la decisión se ha tomado teniendo en cuenta los malos resultados obtenidos en los últimos años.

La última vez que RTVE designó internamente a su candidato fue con Edurne en 2015, que quedó en posición 21. Dos años antes, El Sueño de Morfeo terminó el concurso musical aún peor, dos posiciones por debajo y la banda liderada por Raquel del Rosario terminó por disolverse apenas unos meses más tarde. Sin embargo, Pastora Soler, elegida también por el mismo método interno, se volvió para España con una buena décima posición con su memorable «Quédate conmigo», que todavía permanece en la retina de los seguidores del certamen.

Durante los pasados últimos cuatro últimos años ha sido la audiencia la que ha escogido a su representante, con programas específicos como los que designaron a Barei (2016) y Manel Navarro (2017) o con «Operación Triunfo» detrás como reclamo, que mandó a Amaia y Alfred a Lisboa y a Miki a Tel Aviv con gran respaldo del público español pero que no consiguieron los resultados esperados.

Pendientes de la discográfica

Lo que no ha comunicado la cadena pública es con qué discográfica trabajará para acudir a Róterdam el próximo año. Esta misma semana, su homóloga británica, la BBC, anunció también un cambio en su sistema de elección. Al igual que en España, desde 2016, el público tenía un papel importante en la designación de su candidato. Pero el último puesto conseguido en Tel Aviv (y sus escasos 16 puntos) ha hecho que la cadena firme un acuerdo con la productora BMG e intente mejorar los resultados escogiendo representante de manera diferente. El mismo pensamiento llevó a la BBC a escoger a una gran artista con dilatada trayectoria como Bonnie Tyler en 2013, que terminó en el puesto 19.

El ganador de Eurovisión 2019, el neerlandés Duncan Laurence, fue escogido de manera directa por la televisión de su país, y también en 2014 hizo lo propio la austríaca Conchita Wurst. Pero ningún método asegura el éxito de cada propuesta más allá del trabajo previo de cada delegación y la promoción de cara a un festival que cada año se convierte en el evento no deportivo que más telespectadores reúne frente al televisor.

La 65 edición de Eurovisión tendrá lugar del 12 al 16 de mayo en el Ahoy Arena de Róterdam, con capacidad para 16.000 espectadores. Será la primera vez que esta ciudad sea sede del festival y la quinta en la que Países Bajos acoja el evento tras Hilversum 1958, Ámsterdam 1970 y La Haya en 1976 y 1980.