El Ibex-35 rebota y cierra a las puertas de los 8.500 puntos

Sede de la Bolsa en Madrid. /Javier Lizón (Efe)
Sede de la Bolsa en Madrid. / Javier Lizón (Efe)

El relevo en su cúpula y el acuerdo para la refinanciación propulsó a Dia un 7,75%

CRISTINA VALLEJO

Las últimas jornadas están siendo de gran volatilidad en los mercados. Una pequeña síntesis: Wall Street sufrió el lunes su peor Nochebuena de la historia con pérdidas de alrededor de un 3%; tras el descanso del día de Navidad, el miércoles 26, los indicadores americanos registraron su mayor subida desde 2009; y ayer arrancaron con intensas pérdidas pero lograron darse la vuelta fulgurantemente al cierre. El cierre parcial de la Administración norteamericana, las dudas respecto a si Trump quiere mantener a Jerome Powell al frente de la Fed, datos económicos de diferente signo y noticias sobre la guerra comercial han provocado que los índices americanos se hayan ido moviendo en una u otra dirección.

En el Viejo Continente hemos contado con una sesión menos, porque el miércoles la mayoría de las plazas cerraron por festivo. Pero el lunes tuvimos pérdidas y ayer también. En cambio en la jornada de hoy han dominado los números verdes. Durante todos estos días ha dado la sensación de que las plazas europeas han carecido de personalidad y motivación propia y se han limitado a seguir el ritmo que imprimía la Bolsa de Nueva York.

Pero en la sesión de hoy los números verdes han dominado la escena en las plazas europeas, con lo que éstas parecen haberse emancipado, quizás sólo puntualmente, del débil comportamiento que registraban los indicadores americanos. Si bien estos últimos comenzaban la sesión en verde, poco antes de cierre de los parqués de este lado del Atlántico, se encontraban ya en pérdidas, para recuperar luego posiciones. La jornada parecía dubitativa en la Bolsa de Nueva York.

El selectivo español comenzaba la jornada de hoy en el entorno de los 8.380 puntos, para ir ganando posiciones a medida que iban transcurriendo las horas. Aunque en algún momento ha llegado a rebasar los 8.500 puntos, no los ha logrado mantener al cierre, cuando daba un último cambio en los 8.493 puntos, lo que supone una subida del 1,55%.

El mejor índice de todos los europeos ha sido el Ftse 100 británico, que ha ganado un 2,27%. El Cac 40 francés y el Dax alemán, por su parte, han sumado alrededor de un 1,7%. El Ftse Mib de Milán, mientras, ha ganado un 1,44%.

Con todo y con eso, el Ibex-35, a falta de la media sesión del lunes para dar por terminado el ejercicio, acumula un descenso del 15,43% en este 2018. Éste, por tanto, sería su peor año desde 2010, cuando bajó un 17,43%. Su resultado anual estaría en línea con el del resto de Europa (el Eurostoxx 50 se deja un 14,77%).

Sólo tres valores en negativo

Únicamente tres valores del selectivo han cerrado en negativo la sesión de hoy: Siemens Gamesa, que se ha dejado un 0,90%; Acciona, que ha perdido un 0,39%; y Colonial, que ha bajado un 0,37%.

En el otro lado de la tabla, el Sabadell ha sido el más rentable, con una revalorización del 3,27%. También Repsol ha ganado más de tres puntos porcentuales.

Un buen puñado de valores han sumado más de un 2%: ACS, Mapfre, Meliá, CaixaBank, Indra, IAG, Santander, Ence, BBVA y Viscofán.

Fuera del Ibex-35, Dia ha sido el gran protagonista de la sesión: ha terminado la jornada con una revalorización del 7,75%, aunque en su mejor momento ha llegado a subir el doble. Ello, después de conocerse la salida de su consejero delegado, Antonio Coto, a quien relevará Borja de la Cierva. Además, se ha conocido que ultima un acuerdo de refinanciación de su deuda bancaria hasta el próximo 31 de mayo.

Pescanova ha sido el único valor que le ha ganado en rentabilidad a Dia, con una revalorización del 36,40%.

En negativo, lo peor se lo han llevado PharmaMar y Nicolás Correa, que han retrocedido más de un 5%.

Deuda, divisas y materias primas

En el mercado de deuda, diferente comportamiento en EE.UU. y Europa. El interés del bono americano bajaba del 2,76% hasta el 2,74%, mientras que el rendimiento del bono alemán subía del 0,22% al 0,24% y el del español, del 1,38% al 1,41%. Estos últimos repuntes sorprenden, teniendo en cuenta que las cifras de inflación que se han conocido en España y en Alemania se han colocado por debajo de lo esperado por los analistas.

En el mercado de divisas, el tipo de cambio entre el euro y el dólar ha estado oscilando durante todo el día entre 1,143 y 1,147 unidades.

El crudo, por su parte, tenía jornada mixta. El barril de Brent, de referencia en Europa, retrocedía un 0,23%, hasta los 52 dólares. En cambio, el West Texas, de referencia en Estados Unidos, subía un 0,65% y se aproximaba a los 45 dólares perdidos ayer.