El Principado apoyará la venta de las plantas de Alcoa a Parter

El director general de Industria, Manuel Monterrey; el consejero de Industri, Isaac Pola, y José Manuel Gómez de la Uz, presidente del comité de empresa de Alcoa en Avilés. /
El director general de Industria, Manuel Monterrey; el consejero de Industri, Isaac Pola, y José Manuel Gómez de la Uz, presidente del comité de empresa de Alcoa en Avilés.

Descartada la propuesta de Quantum, el Principado asume que, en estos momentos, la oferta del fondo suizo es «la mejor de las opciones»

LAURA CASTRO / EFE

El director general de Industria y Telecomunicaciones de Asturias, Manuel Monterrey, ha avanzado que el Principado apoyará la venta de las plantas de Alcoa en Avilés y A Coruña al fondo de inversión suizo Parter al ser en estos momentos «la mejor de las opciones» una vez que el grupo alemán Quantum ha quedado excluido.

Sin embargo, ha precisado que el Gobierno regional ha pedido más detalles a la dirección de Alcoa sobre los motivos por los que se ha descartado la opción de Quantum, que mejoró su oferta inicial para tratar de hacerse con ambas plantas con dos proyectos industriales autónomos entre sí. Según Monterrey, se trata de una decisión de la propia Alcoa al alegar que Quantum no ofrece suficientes garantías financieras.

Llegados a este punto y ante la eventualidad de que no haya más novedades, Monterrey ha considerado que apoyar la venta a Parter es en estos momentos «la mejor de la opciones». Alcoa, los sindicatos, el Ministerio de Industria y los gobiernos de Asturias y Galicia han acordado este jueves continuar mañana viernes la reunión para tratar la oferta de Parter Capital en las plantas de Avilés y A Coruña, la única que ha quedado sobre la mesa para su discusión y que acepta la multinacional del aluminio.

El secretario general de Industria, Raúl Blanco, ha expresasdo su optimismo, mientras los representantes de los comités de empresa de las dos plantas han dicho que van a seguir reclamando las «máximas garantías posibles» para que el proceso «salga adelante» aunque ya sólo por la oferta de Parter, una vez que Alcoa ha descartado la de Quantum.

Tras algo más de tres horas de reunión, la única oferta que permanece es la del fondo suizo, el único que inicialmente cumplió con las principales condiciones acordadas en su día: garantizar el 100 % de los empleos durante al menos dos años y dar una solución integral a las dos factorías afectadas.

«Solo hay una oferta»

Por su parte, desde el Gobierno central no han dejado de insistir en que la oferta de Quantum debería estudiarse, pero de poco ha servido el esfuerzo de los trabajadores de Avilés y del Principado de Asturias. «Solo hay una oferta sobre la mesa y es la de Parter Capital Group«, ha remarcado Raül Blanco, secretario general de Industria, al término de la reunión mantenida esta tarde en Madrid entre los trabajadores, el Gobierno central, las autonomías y Alcoa. »Solo hay una opción y es la que están valorando los trabajadores y las administraciones«, incidió.

A partir de ahora, indicó Blanco, seguirán trabajando para concretar «los últimos detalles» y confía en que en los próximos días se alcance una «resolución positiva» después de que la plantilla se negara a ratificar el preacuerdo alcanzado entre Alcoa y Parter con el visto bueno del Ejecutivo central. Blanco defendió que la oferta del grupo suizo cumple con los compromisos acordados en la creación de la mesa de seguimiento en enero: «Mantenimiento del 100% del empleo y una solución integral para las dos plantas».

Se sabe que Parter prevé diversificar la producción hacia la automoción y sectores tecnológicos y arrancar las cubas de elctrólisis a partir de 2020 si se rebaja la factura eléctrica. Este punto es el que despierta mayor recelo entre los operarios, que no confían en absoluto en que el año que viene el coste de la electricidad esté casi una cuarta parte más bajo que ahora, que es la condición de Parter.

Además, si la desconfianza era ya grande, ayer el comité de empresa se llevó otro varapalo, al ver en la documentación de la reunión de seguimiento del ERE con Alcoa que el grupo suizo garantiza las condiciones de trabajo solo un año, no los dos que había prometido. La aluminera ha quedado en revisar la documentación y subsanar este punto, pero resulta un nuevo motivo para la desconfianza porque hasta ahora nunca se había hablado de reducir la garantía a doce meses.

Noticias relacionadas