Atajar la violencia en las zonas de ocio, objetivo de «la ciudad más segura del país»

Los condencorados posan junto a las autoridades y los mandos de las fuerzas y cuerpos de seguridad, en el acto celebrado en la Colegiata. / FOTOS: JUAN CARLOS TUERO

«Nos preocupan estos episodios que a veces acaban en desgracia como es el caso de Germán», señaló el comisario en la celebración del patrón

OLAYA SUÁREZGIJÓN.

Los Santos Ángeles Custodios, patrón de la Policía Nacional, se celebraron ayer «en la ciudad más segura de España» con la mira puesta en atajar la violencia vinculada a las zonas de ocio, una de las principales preocupaciones de la Comisaría de Gijón. «Vivimos en una ciudad con un índice de criminalidad con 25 infracciones por cada mil habitantes, 20 puntos por debajo de la media nacional, pero no por ello podemos bajar la guardia, además de resolver delitos graves que no se puedan evitar. Nos preocupa especialmente la violencia relacionada en las zonas de ocio», señaló el comisario, Dámaso Colunga.

El jefe de la Policía Nacional en Gijón señaló que «esos episodios delictivos acaban a veces en desgracia, como por ejemplo en el caso de Germán, pero no es un problema único de la ciudad, se produce en toda la región, como se ha visto recientemente en Oviedo, Avilés, La Felguera este mismo fin de semana...».

Durante el acto oficial que se celebró en la Colegiata San Juan Bautista, y durante la cual se entregaron las condecoraciones a funcionarios y a entidades colaboradoras, el comisario elogió el trabajo realizado por la Unidad de Delincuencia Especializada y Violenta (UDEV), la Brigada de la Policía Científica y la Unidad de Familia y Mujer (UFAM) en la rápida resolución en los dos episodios delictivos de mayor gravedad registrados en la ciudad durante el último año: la violación de una mujer en el parque fluvial y el crimen del bebé de Nuevo Roces.

A la celebración del patrón acudieron mandos del resto de fuerzas y cuerpos de seguridad -«cuya coordinación es uno de los éxitos de la baja tasa de criminalidad», dijo Colunga-, así como representantes de los ámbitos judiciales, políticos y sociales de la ciudad.

Ana González, en su primer acto de los Santos Ángeles Custodios como alcaldesa de Gijón, manifestó durante su intervención: «No hay mayor satisfacción en este día que estar festejándolo en una ciudad que se sabe, en efecto, segura, y por lo tanto vive más tranquila; en una ciudad que vive tranquila y, por lo tanto, es aún más segura. Sois los responsables y, en efecto, custodios de este círculo virtuoso». «Ese cometido lo sumáis con eficiente discreción la mayor parte de las veces, también es justo que en días como hoy recibáis todo el protagonismo que merece una tarea que nadie debería dar nunca por sentado, y menos con una calidad democrática y humana que la hace digna de algo más afectuoso, más cálido que el simple respeto».

Más información