El PP acusa a Rosón de «mentir» con las cifras de recaudación por multas

El PP acusa a Rosón de «mentir» con las cifras de recaudación por multas

Gerardo Antuña asegura que durante el último mandato de los populares se cobraron «5,4 millones de euros» en vez de 9, como dijo el edil de Somos

R. A. / G. D.-R. OVIEDO.

Las declaraciones de Rubén Rosón sobre la recaudación por las multas en 2014 son, directamente, «mentira», según el PP. El edil de Somos contó el martes que durante el último año del anterior mandato de los populares se recaudaron «más de nueve millones de euros» con la recogida de los vehículos por el servicio de grúa y por sanciones de tráfico, pero estas cifras no le cuadra al portavoz adjunto de los populares. Gerardo Antuña le acusó ayer de «mentir, una vez más, y de meterse en una concejalía que no es de su competencia, enmendando los datos del concejal de Seguridad».

«Ya que este bravucón solo quiere datos, se los voy a dar: ese año se recaudaron 5,4 millones de euros por sanciones de tráfico y no 9, tal y como consta en la memoria de la Policía Local, usando los mismos datos oficiales», recalcó ayer el portavoz adjunto del Grupo Municipal Popular. Ante esta diferencia los populares le acusaron de mentir. «Una vez más este concejal opina sobre un área que no es de su competencia. A ver si de dedica a la promoción económica y turística de la ciudad, que es su trabajo y no tratar de engañar a los ovetenses».

Para el Partido Popular la bajada en la recaudación no se debe a las políticas llevadas por el equipo de gobierno, sino que se debe a la «decisión política» de apagar los radares y los 'foto-rojo' durante dos meses tras sendas sentencias de lo Contencioso-Administrativo que ponía en duda la validación de los sistemas. También, destacó Antuña, por la caducidad de muchos procedimientos, al quedarse el Ayuntamiento sin operador postal. «Es normal que haya habido esta bajada con todo lo que ha pasado y aún habrá más sanciones que prescriban», vaticinó.

Rosón acusó, tanto esta semana como en el último Pleno, al PP de usar las multas con un afán recaudatorio, «como un impuesto indirecto». Antuña lo negó: «Los agentes de Policía Local sancionan las infracciones que ven, como es su deber, la bajada de la recaudación se debe a otras causas».

 

Fotos

Vídeos