Queda en libertad con cargos el acusado de tocamientos en el Hospital de Riaño

Queda en libertad con cargos el acusado de tocamientos en el Hospital de Riaño

Se trata de un vecino de Langreo que presuntamente realizó tocamientos a la cuidadora de una persona ingresada con la que compartía habitación

EL COMERCIO
EL COMERCIOGijón

Un vecino de Langreo fue arrestado esta mañana por la Policía Nacional tras ser denunciado por haber realizado tocamientos a una mujer dentro del Hospital Valle del Nalón, en Riaño. El varón prestó declaración en las dependencias policiales de la comisaría de La Felguera. Posteriormente quedó en libertad con cargos por un presunto abuso sexual. La persona ya había sido identificada previamente y fue requerido por lo agentes que llevan la investigación.

Los hechos ocurrieron en la madrugada del pasado viernes. Según el relato inicial de lo sucedido, el varón investigado se encontraba dentro de una habitación del recinto hospitalario cuidando a un familiar que se encontraba ingresado. Compartía el espacio con otro paciente en una habitación doble. Todo apunta a que el detenido, en un momento determinado de la noche, tocó con intención sexual a la mujer, quien también acompañaba a una persona de 85 años que estaba convaleciente en el centro hospitalario y que debía estar acompañada en todo momento –las 24 horas del día– debido a su edad.

La mujer, al percatarse de que estaba siendo tocada por la persona con la que estaba compartiendo la habitación del hospital, comenzó a dar gritos, lo que generó una gran alarma por los pasillos de la planta. Testigos presenciales señalaron que se formó un gran revuelo por el escándalo que se había generado. La víctima de los tocamientos tuvo que esperar a que llegara otra persona para poder quedarse en la habitación ya que ella se dispuso a presentar denuncia en la comisaría de la Policía Nacional de Langreo-San Martín del Rey Aurelio.

Localizado en todo momento

Los hechos también fueron puestos en conocimiento de la dirección del centro hospitalario que adoptó las medidas necesarias para separar a los pacientes. Se descarta, no obstante, que se llegara a producir una agresión sexual dentro del recinto sanitario. Pero la víctima sí que presento al denuncia por un presunto caso de abuso al ser tocada con intención por parte del varón con el que estaba compartiendo, esa noche, la habitación.

Al detenido no le constaban antecedentes policiales, por lo que fue puesto en libertad con cargos a la espera de que el caso se resuelva judicialmente.