La triste confesión de Marisa Jara: «No puedo ser madre»

La triste confesión de Marisa Jara: «No puedo ser madre»

La modelo sevillana fue intervenida hace menos de un mes de un liposarcoma, un tipo de cáncer poco frecuente que puede producirse en las células grasas de cualquier parte del cuerpo

EL COMERCIO
EL COMERCIOGijón

Hace tan solo un mes Marisa Jara era operada de urgencia de un tumor, concretamente un liposarcoma, un tipo de cáncer poco frecuente que puede producirse en las células grasas de cualquier parte del cuerpo.

A la modelo sevillana le encontraron el tumor cuando le estaban realizando unas pruebas ginecológicas que se estaba haciendo para por ahora parece que su deseo no va a ser posible. «Me dice el oncólogo que ahora no puedo ser madre», cuenta Jara en una revista del corazón.

«La resonancia que hicieron era una ecografía vaginal, pero se asomaba un trozo de tumor. Era muy grande», dice Jara todavía algo débil por la operación.

Una triste noticia que la ha dejado desolada en estos momentos tan difíciles. «Con el cáncer ha pasado un tsunami por mi vida. Ha sido y es el peor momento que he vivido. He pasado días con el ánimo muy bajo. Tengo 'momentos'. Es un palo muy duro, una revolución que no sabes ni cómo controlar. Es horrible, he llorado mucho, pero no delante de mi familia, para no preocuparles», asegura.

En estos momentos, Jara teme que su temor se reproduzca en algún momento. Reconoce que el médico que le intervino le dijo que ha vuelto a nacer. «Si no me lo hubieran quitado tan pronto no lo habría contado...», desvela Jara. «Cada cuatro meses me tengo que hacer las pruebas», cuenta.

Más noticias

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos