Lotería de Navidad: Una administración asturiana cambia de nombre tras repartir el Gordo

Dos premiados celebran su suerte en el Sorteo Extraordinario. /E.C.
Dos premiados celebran su suerte en el Sorteo Extraordinario. / E.C.

La suerte ya le ha sonreído hasta en dos ocasiones

Carla Coalla
CARLA COALLA

Si cada dueño de administración de Lotería de Navidad pudiera pedir un deseo, seguramente sería vender el Gordo, sino es posible en su totalidad, al menos algunos de los décimos del aclamado sorteo. Y es que pocas cosas encuentran tan placenteras y satisfactorias como saber que han sido los encargados de repartir felicidad, en este caso, a golpe de miles de euros.

Más información

Sin salir de Asturias encontramos algunas de estas emblemáticas administraciones, en las que la Lotería de Navidad es uno de los motivos de que propios y extraños se acerquen a por uno de sus décimos. Justo lo que le ocurre a 'El estanco de la suerte', ubicada en Oviedo, en el número 8 de la calle Jovellanos. Este lugar cambió de nombre al repartir dos veces el Gordo, en dos situaciones bien diferentes. La primera, por casualidad, pues fue en el año 2016 cuando una persona única fue agraciada por el gran premio al comprar un décimo suelto. La verdadera eclosión se produjo unos años antes, en el año 2012, cuando vendieron buena parte de los boletos del repartido Gordo de la Lotería de Navidad.

Una historia que sirve para acercarse a Oviedo y, con la excusa de la búsqueda de la suerte, llevarse un décimo de la Lotería de Navidad a casa para el Sorteo Extraordinario del próximo 21 de diciembre, pues aunque no toque el premio, siempre será un buen momento para compartir esta simpática anécdota.

 

Fotos

Vídeos